• Juan Manuel Cervantes

Flotó Cadáver en Punta de Mita

Fuerte movilización de autoridades de los tres niveles de gobierno, se registró ayer en Punta de Mita Nayarit, por el hallazgo de un cadáver humano en las aguas del mar, el cual hasta el momento permanece como "N""N" en el SEMERO de Jarretaderas.



El reporte fue realizado a las autoridades mediante el número de emergencias, antes de las 11 horas aproximadamente en el que se indicaba, que a la altura de la puntilla se había tenido a la vista el cuerpo sin vida de una persona flotando en el mar, por lo que se requería la intervención de la autorirad.



De inmediato se activaron varios elementos en vehículos oficiales, de la Unidad Municipal de Protección Civil y Bomberos, de Protección Ciudadana y Bomberos de Nayarit, de la Policía Municipal, Policía Estatal Turística y de la Marina Armada de México, estos ultimos con una embarcación de rescate humano, además de elementos de Policía Estatal de Investigación Criminal, Servicios Periciales, Medicina Legal y Servicio Médico Forense.


Una vez que las autoridades de activaron, se presentaron en la zona de la cooperativa de Punta de Mita y recabaron más información, para saber más o menos por dónde habían visto el cuerpo, por lo que de forma cordinada, iniciaron la busqueda en alta mar a donde ingresaron para peinar toda la zona hasta dar con dicho cuerpo flotando y no lograban dar con el cadáver.



Afortunadamente, las autoridades aunque ya cansadas de buscar y asoleadas, no cesaron de hacerlo y en un momento determinado, lograron tener a la vista en la zona donde había sido visto, lograron tener a la vista el cuerpo flotando, por lo que de forma inmediata, lo aseguraron y lo taparon para evitar el mormo, lo subieron a la embarcación y lo sacaron por la zona de Punta de Mita, donde se realizaron las pesquisas conducentes, por parte del personal de la Fiscalía General del Estado.


Finalmente, con mucho esfuerzo bajo los candentes rayos del sol, sacaron el cuerpo hacia suelo firme para subirlo a la unidad del SEMEFO, cuyo personal lo trasladó al anfiteatro del macromódulo de Jarretaderas, donde permanece como no identificado en espera de serlo para evitar que vaya a ser enviado a la fosa común, se sabe extraoficialmente que era de sexo masculino y como de 25 a 30 años de edad.