• Ruben Gómez Bernal

¿MIEDO AL COVID19? ¿O LE HICIERON EL VACÍO AL ALCALDE?


En medio de la nueva ola de coid-19, cuando la pandemia aprieta todos los sectores vallartenses, a lo que no pudieron escapar autoridades y políticos, el profe Michel leyó el contenido del informe de sus primeros 100 días de trabajo, al frente del ayuntamiento de Puerto Vallarta, por primera vez, de un gobierno municipal del Partido Movimiento de Regeneración Nacional, MORENA. A diferencia de los tumultuosos informes de gobierno, siempre aprovechados por los políticos y empresarios para hacer acto de presencia, por lo general en las primeras filas, el de los primeros 100 días del profe Michel, fue austero con sorpresivas ausencias de ediles y hasta el síndico municipal, supuestamente todas para tomar medidas y no contagiarse de la nueva cepa del Covid-19 el ómicron, esa que dijo “el doctor muerte” Hugo López Gatell, subsecretario de Salud y encargado de la estrategia fallida para detener el virus que no representan ningún peligro, mostrando una vez su incompetencia… Nada extraño es que los ediles de Morena asistieron al informe en forma mayoritaria, siete, más uno del Verde Ecologista.


El alcalde está bien respaldado por su bancada. De Movimiento Ciudadano no acudieron la que fuera candidata Lupita Guerrero, Diego Franco y la señora Candelaria Tovar, esposa del ex alcalde Arturo Dávalos Peña. Del Verde Ecologista fueron notorias las ausencias de Luis Ernesto Munguía, coordinador del partido en Jalisco; así como del ex morenista doctor Francisco Sánchez Gaeta. Algunos integrantes del cuerpo edilicio manifestaron mediante comunicados que su ausencia obedecía a prevenir posibles contagios. Ausencias de la de la regidora Carla Esparza y el Juan Carlos Hernández Salazar, se debieron a que están en la etapa de recuperación del Coronavirus. También estuvieron presentes los representantes de la Armada de México y del Ejército Mexicano, así como de la Guardia Nacional… Es evidente que más que “miedo al contagio” los ediles faltantes le hicieron al vacío al alcalde morenista, ¿o acaso son más “valientes” los siete regidores de Morena que acudieron?. Es pregunta no por amarrar navajas… La respuesta a la convocatoria de la lectura del informe de los primeros 100 días el Ejecutivo Municipal, están marcados por los tiempos de la pandemia, puesto que ni los infaltables miembros de la IP se retrataron en las dispersas sillas colocadas en los patios del Palacio Municipal, testigos de los informes de gobiernos desde años inmemoriables… Estamos a ocho meses de que el profe Michel emita su primer informe de gobierno, y si no hay pandemia de por medio, las condiciones serán otras y quizá ya no habrá “miedo al contagio”… En otros tópicos abordados por el alcalde vallartense hizo referencia a que la administración saliente los dejó en la calle calificando de falso que hubiesen dejado 120 millones de pesos en las arcas municipales, que estaban comprometidos al pago de obras; dentro de las obras a destacar que proyecta el gobierno municipal, hay una que destaca por el servicio social que brindará a la población de la Delegación Municipal de Las Juntas, la construcción de un puente en el caótico ingreso a la población, en donde se han registrado accidentes, algunos con víctimas mortales…. En poco más de una hora, el Primer Edil hizo un recuento de los logros y trabajos realizados y presumió que la recaudación superó en un 40% a lo captado en el mismo lapso por el gobierno de MC. De la entrega-recepción manifestó que se hicieron 45 observaciones a las que se les da seguimiento y que en caso de que sea necesario si no son aclaradas las observaciones, se impondrán denuncias. En cuanto a la seguridad pública el profe Michel informó de 68 Operativos, entre otros Vallarta Seguro, Cero Tolerancia, Operativo Puentes y Operativo en Centros Comerciales, realizados en toda la franja turística y en las colonias. hizo referencia a múltiples gestiones e inversiones entre ellas las que se hicieron en el Seapal con alrededor de 71 millones de pesos lo que calificó de “histórico”, de paso tocando los programas sociales del Presidente López Obrador. Señaló que en Jalisco es el segundo alcalde mejor evaluado y dentro de los 30 mejores a nivel nacional. El documento en referencia fue abundante en logros en los 100 días de su administración. Agradeció a Dios que le hubiera permitido llegar en “Estos primeros 100 días de gobierno municipal, es un ciclo en el que quiero agradecer a Dios, porque él me ha permitido estar aquí en este Informe, con fortaleza y sabiduría”, dijo al sostener que esto es apenas el comienzo del camino para lograr la transformación de Puerto Vallarta.

Concluyó en forma emotiva al acudir a la cita con la historia “porque hay momentos de la vida en que ésta nos pide ayuda para ser cambiada. Hoy es uno de ellos. Aunque todavía es el comienzo del camino hacia el progreso con justicia, ya empezamos a escribir el prólogo de la gran obra de la Cuarta Transformación de Puerto Vallarta”.

CAOS, PREPOTENCIA Y DESORGANIZACIÓN EN LA CLÍNICA

En la Clínica del Instituto Mexicano del Seguro Social, IMSS, conocida popularmente como "de La Aurora" reina el caos, la desorganización, y la prepotencia de una parte de su personal. Por la nueva ola de contagios Covid-19, se hicieron movimientos de los consultorios, que fueron reasignados a zona Covid. Sin embargo el caos y la desorganización, junto con la prepotencia de algunas secretaria y doctora, que tratan a los derechohabientes con altanería, burla y groserías, dan al traste con la entrega profesional de sus mismos compañeros de labores que se esfuerzan en atender a la gente, ante la nueva pandemia que presiona a los profesionale de la salud, que en su mayoría toman con seriedad y respeto a los derechohabientes.

No se puede concebir que ante los reclamos de atención de servicios de personas de la tercera edad, una doctora reaccione visceralmente y conteste que si no les parece "recojan sus tarjetas y váyanse". Personas de la tercera edad que tras de dos horas y media de esperar la atención se sentían muy mal de su salud, al solicitar que se le atendiera, la déspota contestación fue que "aquí no hay favoritismos" "váyase a urgencias aquí no la vamos a atender". "Llévese sus tarjetas si no le parece".

Imposible que las abuelitas y los derechohabientes no se molesten y se sientan agredidos y humillados ante el maltrato y despotismo. Y es que después de casi tres horas de esperar la atención, cuando al fin lo logran, se dan cuenta de que dónde proviene el mal trato y la prepotencia, recibieron un trato diferente del doctor.

Así lo denunciaron personas que al salir de la clínica, consideraron que alguien debe meter orden porque adentro hay caos, desorganización y prepotencia algo que calificaron como una pesadilla, que contrasta notablemente, con la atención que les proporcionó el doctor, según lo señalaron.

La historia es la siguiente, la persona de la tercera edad llegó a su cita a las diez de la mañana y entregó su tarjeta en el consultorio 13. La señora se sentía mal por una infección urinaria, por lo que preguntó quién le entregaría sus recetas, ya que su cita era para las 10:30. Después de esperar una hora, llegó una doctora llamada Cintia, quién preguntó quiénes padecían alta presión y diabetes, por lo que fue separada junto con otra, y llevadas al consultorio dental, y con otras cuatro, para que les dieran sus recetas en dónde no había quien les atendiera, una secretaria comentó que los doctores se habían ido a comer.

La señora siguió sintiéndose mal, por lo que le dijo a la secretaria que le preguntara al doctor que si por favor la podían atender, y como respuesta le gritó que fuera a la doctora Cintia que al parecer era la que organizaba. Y la doctora Cintia llegó y se puso como loca, regañando a la señora que solo quería que le diera el doctor la receta para poder salir ya con cerca de tres horas de espera estaba desesperada porque su presión arterial subía por la infección que traia. La doctora gritando con voz alzada como para que todos la escucharan, le dijo a la señora que se esperara que no "había privilegios para nadie". Y en el colmo de la prepotencia la energúmena doctora Cintia dijo que "si no le parece agarre sus tarjetas y váyase". Le insistió la señora en que se sentía mal, y la maleducada Cintia, le contestó que "vayase a urgencias", por lo que la señora le dijo que lo único que quería era que le entregaran las recetas. Le pidió a la doctora que por favor la escuchará y le contestó otra vez de mala gana que se fuera a urgencias.

Y después de ese penoso acto la prepotente la doctora Cintia, se fue. Total que una hora después, con cerca de tres horas de espera, fue recibida y el trato fue totalmente diferente. El doctor la atendió con amabilidad y cortesía, contrastando notablemente con el trato recibido por parte de la iracunda doctora y la mitotera secretaria.

Otra señora al ver el trato de la déspota doctora y del tiempo que había transcurrido sin atención, prefirió recoger su tarjeta de citas.

¿Sabrá Zoe Robledo, director del IMSS, como se las gasta está prepotente y maleducada funcionaría?