• Rodrigo Aguilera

Sigue Luis Michel Marginando a los Morenos Nombra a Jaime Castillo, Mochilista en Comunicación Soc.


PUERTO VALLARTA Jalisco.- (Especial para SIEMPRE LIBRES) Ninguneadas y ninguneados, ofendidas y ofendidas, ignoradas e ignorados, minimizadas y minimizados así se sienten las y los militantes de Morena Puerto Vallarta al irse conociendo cómo integrará su administración el alcalde electo Luis MIchel.

Desde que fue nombrado abanderado en la ilegal e ilegítima encuesta comprada de Morena Jalisco, tanto Luis Michel como su equipo (sus trivagos hijos y su tripulante Salvador Llamas) mostraron su profundo desprecio por la raza que le dio al partido guinda presencia en la ciudad y a región.

A los morenistas les tocaron apenas dos regidurías, las que rescató el ahora diputado federal electo, mi Burrito Blancas: A saber Sara Cardona, de quien se le recuerda como la que le secaba e sudor a Magaly Fregoso en el DIF Vallarta en los tiempos del Mochilas y Pablo Ruperto un sujeto con obesidad mórbida que se mantenía vendiendo excursiones para sus alumnos en una escuela pública.

Solo dos espacios para quienes lucharon por hacer realidad Morena en la ciudad. Todos los demás para panistas y emecistas amigos de Luis Michel desde los no tan lejanos tiempos cuando el jubilado estaba en el PAN --en donde, por cierto, nunca fue nadie--.

La segunda ofensa llegó rápido, con el nombramiento de las y los encargados de la entrega recepción del municipio, de nuevo, marginadas y marginados las y los morenos con preparación y motivación para impulsar la llamada "4T" otra vez Michel y su equipo impusieron personajes del PAN, el MC y hasta de Bahía de Banderas. La burla, la humillación.

Y en ese tono, el de ignorar a la militancia morena en Vallarta es en el que se conoce que el alcalde electo colocará como su encargado de Comunicación Social a Jaime Castillo Copado, Jaimico, un perfecto imbécil que llegó al gobierno municipal de la mano de Ramón Guerrero.

De nuevo las y los comunicadores morenos como Edgar Treviño, Fátima Enciso, Cristian Granados, José Carlos Sánchez y muchas y muchos otros fueron marginados.

Hay que recordar lo que ya he denunciado en este espacio antes: Jaime Castillo es una basura como periodista, como persona y como funcionario. Fue "encargado de la oficina" de Movimiento Ciudadano en Vallarta en los tiempos de Ramón Guerrero en la ilegal sustitución que hicieron los naranjas de la entonces líder Leticia Baca.

Su paso en el partido solo se recuerda por los vales de gasolina que se robó. Para variar lo echaron sin darle nada en agradecimiento.

Lo rescata de nuevo su patrón Ramón Guerrero Mochilas y también recordemos que a Castillo lo colocaron en Relaciones Públicas durante la primera administración de Arturo Dávalos, de donde lo corrieron por rata, por acosador y por huevón.

Su más reciente trabajo fue como jefe de prensa de SEAPAL en la última etapa en que estuvo bajo la administración estatal. Ahí Castillo fue de nuevo colocado por su padrino Ramón Guerrero Mochilas. De SEAPAL de nuevo lo corrieron, también por inútil, huevón y pendejo. Pero el miserable alcanzó a llevarse una indemnización ilegal que forma parte de la auditoría que se realiza al SEAPAL por lo que Castillo seguramente deberá devolverle al pueblo lo robado.

Con ese dinerillo malhabido y haciendo pasar hambre a su sufrida esposa e hijas, Castillo llegó a la campaña de Michel en donde derrochó su incapacidad e inutilidad. Por arreglos que el lunes habré de revelar, Cacastillo se quedó como encargado de medios y ahora será el de Comunicación Social de Michel.


Mochilista



Algo de historia de Jaimico Cacastillo. Cuando fue jefe de Relaciones Públicas del municipio lo único que hizo fue acosar a las secretarias e incluso se hizo amante de una de ellas, una sobrina de Víctor Bernal, Cacastillo obligaba a sus empleadas y empleados a taparle sus escapadas con la amante disfrazadas de eventos del municipio, sobre todo cuando su mujer embarazada y con una hija en brazos iba a buscarlo a la presidencia para que le diera el chivo.

Igual de escandaloso fue el romance de Castillo con un chofer de eventos al que siempre buscaba para que "lo ayudara" y en repetidas ocasiones los encontraron "ayudándose" en la parte oscura del estacionamiento de presidencia centro.

No conforme con meterle el riel a la nómina y cornar a su mujer, Cacastillo se dedicó a acosar a cuanta secretaria y secretario se le atravesó en el camino. Metía a las compras del municipio los útiles de su hija, y hasta el papel de baño y el café se llevaba a su casa el rata miserable.

Su prepotencia con las y los empleados municipales fue lo que lo llevó a que lo corrieran a chingar a su madre de Relaciones Públicas, el famoso "Clinton" y quienes forman parte de la eficiente brigada de eventos del ayuntamiento pueden dar fe de la forma en que Cacastillo los maltrataba hasta que decidieron ponerle un alto y dejarle en claro que si seguía con sus mamadas iban a partirle su madre.

Cobarde, Castillo dejó de ir a la oficina y de ahí vino su despido. Luego reapareció en SEAPAL, de nuevo escudado en Mochilas Guerrero.

El trabajo de medios de Cacastillo enla campaña de Michel fue, como siempre, pésimo. Fotos tomadas con celular barato, boletines estúpidos, diseños de primaria, convocatorias fallidas, Cacastillo, sin ninguna identidad con el morenismo --como Michel-- transmitía cero pasión por el proyecto que terminó siendo electo por el pleito interno de Morena.

Ahora que se llegan los días en que Morena iniciará su gobierno en Vallarta sigue sorprendiendo que Michel y los que lo mandan piensen que con molleras sumidas como Castillo podrán realizar una gestión que marque la diferencia.

Lo sorprendente del caso Cacastillo no es que le den chamba es que consideren que una basura como él pudiera parecer un mejor perfil que tantas y tantos morenos en Vallarta que sin duda tienen el corazón a la izquierda.


Triunfo Amargo


Mientras en Morena Vallarta ven como se quedan sin espacios y peor, que el gobierno NO será distinto porque llegarán a él priistas, emecistas, ecologistas en Guadalajara ven con optimismo el 2024 Que en las pasadas elec­ciones quedó de manifiesto el hartazgo de la ciudadanía contra el partido Movimiento Ciudadano pues hubo medio millón de votos menos a favor de esta expresión, sentenció Jaime Hernández, presidente de Ala Democrática.

Y es que a decir de Jaime Hernández, la situación en Jalisco es clara, la ciudadanía ha dejado de apoyar paulati­namente a Enrique Alfaro y al mismo partido Movimien­to Ciudadano.

“Movimiento Ciudadano no debe considerarse como el ganador absoluto del pa­sado proceso electoral sino por el contrario, hay muchos procesos oscuros para este partido y en realidad perdió también en varios munici­pios, además no todos los que salieron a votar por En­rique Alfaro salieron a votar de nuevo, no los que votaron hace tres años, por el contra­rio hubo una baja de 500 mil y hoy salieron a votar 800 mil, hubo una baja de casi medio millón de personas, ya no cuenta con el respaldo de la ciudadanía”.

Pero fue más allá y resal­tó que el fracaso del partido MC en todo el país es evi­dente, un signo de que en las próximas elecciones podrán desplazarlos al menos de es­tados como Jalisco.

“Enrique Alfaro presu­me mucho que ganó a nivel nacional un millón de votos pero no lo vemos reflejado en el Congreso, es falso que hayan avanzado a nivel na­cional, de tener 27 diputados bajaron a 25, y ese triunfo que tuvieron en Nuevo León es sólo un espejismo porque Samuel García es un gober­nador que no va a tener ma­yoría en el Congreso y todo apunta a que se convertirá en el Bronco Dos, o en la segun­da parte; el triunfo es muy re­lativo, aquí en Jalisco perdió tres bastiones muy importan­tes, Vallarta y Zapotlán, estu­vo a punto de perder Tlaque­paque, aquí sólo tienen el 35 por ciento de las alcaldías, y no es cierto que tengan ma­yoría en la entidad, todo avance que presuma Alfaro es una falsedad”.

CONTACTO: Twitter @RODRIGOAGUILERA Whatsapp: 3222740597 En la web: http://elcu4rtopod3r.blogspot.mx