top of page
  • Héctor Colín

Un Gallito en el COMUDE


En manos de un tal Noé Mendiola ha quedado la suerte del deporte vallartense. En el consejo municipal del deporte del gobierno de Puerto Vallarta fue designado casi por accidente Ignacio Curiel Madero, conocido por su importante papel en el fútbol patasalada y reconocido vallartense de abolengo, sin embargo, la designación de Nacho se ensució con la colocación de un personaje que ha llegado al COMUDE para hacer de las suyas y enfrentarse a la raza.

La voz y el mando de Nacho se han esfumado, la dirección se encuentra en jaque por la intervención de Noé Mendiola, quien toma las decisiones a nombre de un pupilo del alcalde, ordena sin sensibilidad y mediación, jactándose de su valor al mando del deporte vallartense, seleccionado proveedores a modo y ordenando actividades cuando él mismo no hace nada por liderar con el ejemplo.


Se dice que se aproxima la primera huelga sería dentro del gobierno del Profe Michel debido al constante acoso y mal trato del personaje Noé Mendiola.

Nacho Curiel, o es muy noble, no sirve o su designación por parte del alcalde como director del COMUDE fue de dientes para afuera porque le metieron una cuña que lo terminara empujando al precipicio, generándole problemas a él y no al “pastor” de las ovejas negras del gobierno municipal.

Cabe resaltar que no es la primera dirección en la que se ve inmiscuida la mano del pupilo más perverso e incapaz del alcaldito, cosa que no sería factor de preocupación si las decisiones que se toman fueran con el cerebro y no con el hígado, las anginas o los huevitos.

La combinación de piezas que tiene Michel trabajando para él se dividen en dos grandes grupos, los de Salvador Llamas y los del pupilo del alcalde, pero ninguno ha servido, demostrando que pagar favores en la gestión de un municipio requiere de inteligencia mental y emocional para saber en qué momento se van y cuánto tiempo se quedan los que han demostrado que no sirven.

Al caso, la responsabilidad no será del director que se va, del funcionario que se queda o de la designación de pendeja mercenarios al servicio de Llamas y un Michel, al final, la culpa es del Profe Michel, será del alcalde, por alcahuete.

bottom of page