• Héctor Colín

El Caro Costo de la Pobreza

Costó un Millón y Medio de Pesos el evento del BOX…



Puerto Vallarta, Jalisco.- Durante mi paso por las universidades estuve en contacto cercano con estudios relacionados con la interacción e influencia del sistema financiero, los procedimientos educativos aplicados en México, la sociología del mexicano y las costumbres que hacen del mexicano un ciudadano cómodo al grado de ser mediocre. No voy a profundizar en los temas específicos porque algunos de mis lectores me mandarían al carajo desde este instante por su pobre entendimiento provocado por una ausencia de formación académica y su seguro afán de ser Chairos recalcitrantes.


Pero hablaré superficialmente de la importancia de lainteracción de estas variables del experimento mexicano que ha fracasado en el sector más vulnerable de nuestra sociedad. La definición más básica de Pobreza refiere a la ausencia de lo necesario para vivir, después de esto sería importante definir qué es necesario y qué no lo es para vivir, para aclarar, el punto medio entre la pobreza simple y la pobreza extrema deben existir al menos 3 necesidades básica para vivir, relacionadas con la salud, el ingreso suficiente, alimentación, vivienda y educación incluso. Con esto, podemos determinar que el umbral de “pobres” en México va en crecimiento no sólo por las consecuencias de las políticas económicas que no con funcionales y tampoco eficaces para los mexicanos, si no por la falta de educación, inteligencia emocional y voluntad para superarseyo era ese. Estas tres últimas variables del estereotipo mexicano son importantes para mi caso de hoy.


Segúramente usted ha escuchado hablar de los nuevos ricos y de su actutid soberbia y despreocupada por el futuro de sus finanzas, estas personas suelen derrochar el dinero que ahora tienen y nunca tuvieron antes, por lo que se influencian por los deseos que su inteligencia emocional confundió con necesidades básicas para vivir; estos casos son muy comunes con los nuevos políticos porque de pronto se colocan en una posición donde los empleó el pueblo para recibir un pago fijo, seguro y ostentoso por una labor que nadie audita, critica o motiva para hacer rentable al tener un político a ese costo. Luis Munguía es el primer ejemplo, fue un diputados dos veces y al pueblo de México le costaba cerca de 3 millones de pesos al año pagarale por su “trabajo”, en su gestión no logró descargar ningún recurso para ningún proyecto en Puerto Vallarta, ni siquiera para una obra tan pinche como el Muelle de Boca de Tomatlán que ahora quiere que Michel arregle, nos salió caro el chiste y nos está saliendo con los dos diputados de Morena en el quinto distrito y que seguramente ni usted conoce pero le cuestan 6 millones a Puerto Vallarta. Es que cobran pero no abonan.


El Profe Michel se ha convertido en el nuevo rico, el que a sus “amigos” les dice que no tiene dinero mientras intenta quedar bien con sus nuevos amigos que son ricos de abolengo y pretenden utilizarlo por medio del convencimiento del círculo cercano para hacerlo sentir más importante de lo que en realidas es. a Michel se le resbaló la humildad en el primer mes.


El alcalde no tiene dinero, dice, pero mandó rotular con pésimo gusto y eficiencia las patrullas de la policía, rotuló de nuevo los camiones de basura que llegaron desde Bahía de Banderas y son rentados para beneficiar a alguien cercano a él, no hay dinero pero viajó con una nutrida comitiva a Yucatán para saludar gente y salir en la foto porque mérito turístico no tiene NINGUNO. No hay dinero pero mantiene dos grupos con ejércitos de BOTS para ser aplaudido en sus publicaciones en el facebook y atacar a quienes lo contradicen, tal y como lo hace Enrique Alfaro y lo hacía Jorge Quintero.


Bajo ese argumento del no tener dinero, se asoma la deficiencia de inteligencia emocional, de humildad y capacidad para estructurar las finanzas, suyas y del ayuntamiento. Como el Huicho Dominguez patasalada, encontró la bolsa del dinero con suficiente capital para verse mal con gastos superfluos, innecesarios, pues. Pero él se siente bien gastando.


UN MILLÓN Y MEDIO DE PESOS MÁS IVA se gastó en el Box.



$1,500,000.00, así es el número que usted nunca verá en su cuenta y si los ve, no se los gastaría en PENDEJADAS. El Imbécil de Ludwig convenció al alcalde de gastarse un millón y medio de pesos en un evento de BOX, no puedo escribirlo más estúpido que eso, fundamentando el gasto en la proyección que tendría el destino para que vengan los turistas. Ludwig está pendejo, sus lógicas no son razonables y nos está saliendo caro porque esa lana se la hubieran metido a los nuevos uniformes de los policías, a las credenciales de los inspectores de reglamentos, a las sandalias de los guardavidas, a la reactivación de la planta de tratamiento, a la lavada de los miados en el malecón, al muelle de Boca de Tomatlán, a las luminarias que hacen falta en Las Cañadas y la Salitrillo, en la rehabilitación de las unidades deportivas, en los baches de la avenida de ingreso, no lo sé, sólo son ideas útiles para contrastar con sus ideas inútiles.


Un pinche millón y medio de pesos metidos en un evento de box, con razón regalaron los boletos, con razón utilizaron la maquinaria del ayuntamiento para promoverlo, con razón Ludwig fue la edecán y ahora entiendo por qué pararon al alcalde en el cuadrilatero para hacer de edecán de un evento privado al que se le metió el dinero que Vallarta se supone que NO TIENE. Y dicen que no, porque ya pidieron el primer crédito.


Hablando de pobreza y agilidad financiera, los créditos se proyectan con la reestructuración de las finanzas y el establecimiento de medidas que ayudarán a abonar al pago del crédito para evitar el desgaste de lo que ya hay. Es decir que, si usted saca una tele a crédito en coppel, necesita saber antes de dónde saldrá el dinero para pagarla, sin considerar el que ya tiene seguro, así se enfrenta un crédito. Usted cree que ya hay un plan para el pago del crédito que solicitó Michel o sospecha como yo que los empresarios serán presionados para actualizarse y pagar más, se inflará el impuesto predial que pagará usted y se agudizará la cacería en tránsito, por mencionar tres ejemplos.


En resumen, nuevamente engañaron al alcalde y lo convirtieron en Huicho Dominguez con dinero ajeno para hacer gastos superflos, innecesarios y caros para los que nos partimos el lomo tratando de sacar dinero extra para pagarles sus pinches salarios.



Viene el evento de "El Canelo" y se calcula un gasto no similar, sino aún mayor para que el alcalde trate de descansar tranquilo pensando que está haciendo algo bueno para Puerto Vallarta mientras el centro huele a miados, las calles están hechas garras y se le va la mejor oportunidad para él y su equipo de transformar lo que necesitaba transformarse y resultó no igual, peor.


Un pinche millon y medio de pesos a la basura, NO MAMEN. Y los regidores aplaudiéndole, eso es no tener HUEVOS.