• Héctor Colín

En Jaque "Vallarta" por Opacidad

Se acumulan inconsistencias por falta de transparencia…



Puerto Vallarta, Jalisco.- Hoy en día, todos los movimientos que realicen los gobiernos deben ser transparentes y exhibidos. Lejos de ser legales, morales o no, ningún trámite, contrato, “licitación”, asignación de empleo, etc. debe ser ocultado para ningún fin y por ningún motivo, excepto que seas el presidente de la república y te preocupe que te encuentren tus corruptelas y te peguen una exhibida por no aplicar lo que siempre predicaste.


Con esto, los municipios tienen una bota en el cuello cada vez que se les ocurre realizar un movimiento porque la ley les exigirá que lo hagan público, por lo que los políticos tienen un margen de maniobra limitado para sus corruptelas en lo oscurito.


El miércoles pasado, fue presentado un informe del Instituto de Transparencia e Información Pública y Protección de Datos Personales del Estado de Jalisco (ITEI), en el que se habló de Puerto Vallarta y, sospechósamente, nadie se dio cuenta, ni los medios paleros del gobierno actual que, o no reportean, no leen, no le saben, no chismean o abonan al ocultamiento de información de interés general para los vallartenses.


Los temas abordados no son cualquier cosa y en ellos se involucra en parte al gobierno anterior pero se embarra en el piso la imagen del gobierno de Luis Alberto Michel Rodríguez, ni siquiera estoy seguro de que sea así el nombre del alcalde pero igual y le atiné, porque sólo lo conozco como el Profe Michel.



En el pabellón de transparencia, instalado en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, el ITEI instruyó a la Coordinación General Estratégica de Gestión de Territorio para que se le haga la petición en carácter de urgente y obligatorio al Sistema de Agua Potable, Drenaje y Alcantarillado de Puerto Vallarta (SEAPAL), para que entregue información sobre los nuevos nombramientos, del 1 de octubre a la fecha, además, del personal que ha renunciado y sus finiquitos en ese mismo lapso de tiempo, aparte de presentar información sobre un proveedor de servicios y la información relacionada con los procedimientos de cobro a morosos, es decir qué, el ITEI ha detectado movimientos sospechosos y opacos en el primero y segundo mes de lo que lleva la actual administración a cargo del SEAPAL y bajo la dirección de Salvador Llamas Urbina. Para los vallartenses, el tema resulta de vital importancia porque se exhibirán los movimientos que podrían evidenciar y justificar las fallas que se presentan en el interior del organismo operador del agua y que han traido consecuencias negativas para los patasaladas que pagan su servicio de agua a pesar de las deficiencias en la distribución del vital líquido. Vaya, hasta a Centeno le salía bien esa tarea.


El alcalde tiene el tiempo contado para presentar dicha información y transparentar los hechos que lo podrían convertir en cómplice de lo que está pasando dentro del SEAPAL.



Además, Puerto Vallarta deberá entregar información sobre recursos para el ejercicio fiscal 2021, al igual que la relativa a una recepción posterior a la toma de protesta de la Nueva Administración, la del Profe Michel, sobre el nombramiento y cédula del titular del Registro Civil y del jefe de la Tesorería municipal, es decir qué, el ITEI sospecha lo que todos sabemos, estos dos funcionarios posiblemente no cubren los requisitos de capacitación profesional necesarios para la posición que les otorgó el Profe Michel y por eso la gestión del gobierno actual luce PINCHE.


Allí no para el asunto, el instituto requiere de conocer la cantidad de inspectores municipales operando, sobre la policía, nombramientos de servidores públicos nuevos de la actual administración y los criterios para la designación de encargados de despacho, manual de marca y los NUEVOS, sí, nuevos adeudos con el IPEJAL.


No es que lo diga yo, pero el que nada debe, nada teme, así como estuvieron buscando mi historial con el SAT y no hallaron ni madres, a ellos les toca rendir cuentas respecto a los movimientos que a lo lejos parecen turbulentos y que en Guadalajara, por lo menos, están dando de qué hablar para manosear la imagen del alcalde, al que le advertí por este medio hace más de un mes de que era responsable del bastión de Morena en el estado y estaría bajo la mirada de todos, quienes vigilarían sus movimientos, esperando un tropiezo (otro) que lo debilite.


Y es que está cabrón, ya cuando le piden su cédula al gueyón del Registro Civil es porque algo grave está sucediendo, primero con las designaciones y segundo con el ocultamiento u omisión de la publicación de la información. El tesorero se encuentra en la misma situación grave, porque, de no poder justificar su capacidad con su cédula profesional, todos los movimientos hechos hasta este momento serían una piedra en el zapato del Profe antes de cumplir los primeros 100 días.


Finalmente, la representante del Instituto Estatal de Transparencia, llamó la atención de algunos municipios en los que se incluye a Puerto Vallarta para que se obliguen a publicar la información de interés público.


De pena ajena lo que sucede con los movimientos, ni eso le salen bien y obviamente agudiza el problema que ya se nota dentro del primer círculo del alcalde y sus directores.


Como aliado del Profe, la recomendación es clara, mi sugerencia es más que obvia, A CHINGAR A SU MADRE TODO LO QUE NO LE SIRVE, porque, de seguir con esos colaboradores, el alcalde mismo provocará su decadencia más pronto de lo que me tocó en la quiniela.


Entradas Recientes

Ver todo

Algunos vallartenses, emprendieron la semana pasada el viaje a la CDMX con el fin de estar presente en la celebración de los cuatro años de gobierno del Presidente Lopez Obrador. Todos lo hicieron por