• Boletín de Prensa

La Vida en Riesgo


En el marco del Día Mundial de los Océanos, queda de manifiesto que este ecosistema es esencial para la humanidad, debido al papel que desempeña como fuente de alimentos, regulador del clima y genera oxígeno a la atmósfera.



El Dr. Amílcar Leví Cupul Magaña, director del Centro de Investigaciones Costeras del Centro Universitario de la Costa, de la Universidad de Guadalajara, destacó la importancia de los servicios ecosistémicos que proporcionan los océanos.



A lo largo de 350 kilómetros del contorno costero de la Jalisco resalta la variedad de los ecosistemas marinos costeros; desde las playas, que son un ecosistema importante en muchos aspectos de la vida jalisciense, como la recreación. Pero también, por los sitios de anidación de aves, zonas de manglar y dunas, que lamentablemente, han desaparecido, por el mal uso de la mano del hombre.


Asimismo, Cupul Magaña destacó la importancia de las comunidades coralinas, localizadas principalmente en la región de Bahía de Banderas y en la parte Sur de la Costa de Jalisco (Careyes) en donde hay parques de arrecifes.

“Tenemos zonas muy importantes en la Bahía de Banderas, en la parte sur de la Costa, donde prácticamente tenemos cerca un cañón submarino de mil 400 metros y la máxima de profundidad se localiza cerca de la población de Yelapa, en el municipio de Cabo Corrientes. Esto propicia, que haya toda una serie de procesos oceanográficos, interacciones en la atmósfera que provocan eso que se llama surgencias (movimiento de aguas profundas hacia la superficie) que enriquece las aguas de esta bahía, favoreciendo a las actividades de pesca”, comentó.


Y agregó que no se puede dejar de mencionar, como un servicio ecosistémico, la cultural y recreación, por las actividades que se pueden desarrollar o simplemente la inspiración que provoca observar el mar.


Destacó tres aspectos básicos de los servicios de los océanos, como es una pronta regulación del clima, disfrutando no solo en la dentro de la costa, sino en el resto del continente. “Sin ese tipo de contribución que hace el océano, la vida prácticamente estaría en crisis”.

También se estima que el océano aporta el 70% a la tierra, lo que significa una gran contribución que tiene hacia nuestro bienestar.


Y la producción de alimento, que se consigue mediante la pesca, a veces mal aprovechada o con cierto abuso por el hombre. Y en el caso de los arrecifes de coral, ofrecen protección a la costa, por el efecto de las tormentas. Igual que los manglares, sirven como amortiguadores por el oleaje producido por las tormentas.


El investigador del CUCosta Amilcar Cupul compartió finalmente que actualmente, trabaja en arrecifes coralinos, particularmente en los efectos del cambio climático, con este tipo de ecosistemas, y muy de la mano con naturales protegidas de la región, como el Parque Nacional de Islas Marietas, Parque Nacional Islas Isabel y la Reserva de la Biosfera.