• Héctor Colín

Los Amigos Falsos de Luis Michel

Hay una estrategia para mentirle al presidente…



Imagínese usted que viene su cumpleaños y quiere sentirse el más chingón de la comarca con un festejo multitudinario que apantalle a la raza, para lograrlo tiene que llamarle a un amigo imaginario que creará un puño más de amigos imaginarios y usted va a tener una fiesta con 500 invitados que le aplaudirán todo, no le tocarán el pastel, no se tomarán su cerveza y usted recibirá los mejores halagos antes de irse a dormir. Al día siguiente tiene la opción de invitarlos a desayunar para que le sigan aplaudiendo pero llegará el momento en el que usted ya no pueda sostener su fantasía y toda esa felicidad se irá al carajo para entrar velozmente al limbo, a la triste soledad.


Así está la “Transformación” que le vendieron al Profesor Luis Michel, lo engañan porque no le sabe, le venden espejitos para no estresarlo enfrentándolo a la realidad que también entiende.


El mundo de los “Likes” ha empañado la vida de las personas hoy en día y desde hace más de una década, hay personas que se dedican a esto y hay una generación que a fijado su objetivo de vida en la atracción de “likes”, comentarios o amigos intangibles en el universo, los likes no pagan las facturas, no podemos ir al pollo feliz y pagar con los 145 likes que nos dieron ayer a la foto en tanga que subimos, no funciona así y al profe no se lo han aclarado, y no es que el profe busque su foto en tanga para que le aplaudan, sino que a su gobierno le están abinando amigos imaginarios, comentarios que no existen porque vienen de personas que le dijeron que su gobierno estaba imparable, bendito y extraordinariamente bien recibido.


Sigamos fantaseando. Imagínese que a su abuelito le detectan una enfermedad y su edad es tan avanzada que usted no quiere que él lo sepa, no quiere que se amargue ni se preocupe para “garantizarle” una mejor calidad de vida mientras la muerte lo carcome por dentro, llegará el punto en el que usted no pueda esconderle más a él y a la gente que lo rodea y su vida caerá pronto hunidido en la decepción, la tristeza del grave engaño del que fue víctima y con pocos días para disfrutarlos, así está la agonía prematura de este gobierno, escondiendo lo que en su momento brotará como recordatorio de que fueron insensibles, egoístas y perversos incluso con el Profe Michel.


Las publicaciones del Ayuntamiento están invadidas de buenos comentarios y yo, con todo el ocio y tiempo que hoy me queda, me he dado a la tarea de investigar un poco respecto al origen de los aplausos y los besos en las bolas al Profe porque mientras más tiempo pase, el alcalde tardará más en darse cuenta de que lo están engañando peligrosamente y no le dará tiempo de reaccionar de manera positiva como lo hizo con el caso de Víctor Bernal, que por cierto, DE NADA, PROFE.


Les decía que ya encontré a los grupos en los que se divide el ejército de lo que hoy llamamos BOTS o “robots” del internet. Los bots se supone que son programaciones dedicadas a hacer una tarea de forma automática en el internet, positivo o no, estos no tienen personalidad, son caracteres digitales, en el caso de Puerto Vallarta el tema es más piojo, en el caso se compraron algunos celulares, se robaron algunas fotografías del Facebook y se les asignó un nombre falso, todo esto controlado por un grupo muy reducido y obviamente cercano al Profe Michel y estos tienen la consigna de escribir bien del alcalde, de su gobierno y protegerlo de los malos comentarios, esto para los pendejos sirve, pero no para los inteligentes, no para los que necesitan un diagnóstico de la realidad para actuar en consecuencia.


SI usted hace un mal comentario de la alcaldía, los “BOTS” salen a desmentir, a calificarlo a usted como detractor. La estrategía es cobarde y ventajosa, inútil y por fortuna cobrará las facturas en consecuencias que no se esperan los programadores encargados de esto.


La polarización de la verdad, de la realidad tomará un rumbo específico en el que colocará a cada quien donde le corresponde y está bien, si al gobierno actual le gustan los aplausos falsos, no quiero imaginar qué fetiches tienen guardados en lo oscurito.


Van 28 días y no se ve en el horizonte ninguna señal de que exista un plan, la raza se está fastidiando y la “fiesta” empezará más temprano de lo que esperábamos todos. Quizás están tan emocionados que no se han dado cuenta de que el tiempo pasa y olvidar es dificil, excepto que tengas una enfermedad relacionada con a memoria, que no es el caso de los vallartenses que vemos desde afuera cómo se tira la piedra y se esconde la mano.


Cuando uno boxea, el principal objetivo es encontrar el punto débil, hallar el lugar en donde al contrincante más le duele. Yo ya lo encontré y me voy a entretener.


Esperaré en los próximos días la aparición de más perfiles falsos que confirmarán mi teoría de que hay alguien molesto y muy cercano al alcalde que le empaña la vista, le nubla más la mente y le mete el pié a su gobierno. Me emociona tenerlos al tanto y sin gastar.